CRISTALIZADOR ENFRIADOR VERTICAL CONTINUO (OVC)

Uno de los principales objetivos de todo tecnólogo azucarero es el lograr extraer la mayor cantidad de azúcar de la meladura, lo cual se hace en dos pasos:

  • Cristalización por evaporación, seguida por
  • Cristalización por enfriamiento

Esta última se enfoca a lograr la continua cristalización de los cristales ya existentes. Dado que se trata de la última fase de agotamiento en el proceso de la fabricación del azúcar, la cristalización por enfriamiento es de gran importancia, ya que un error en la secuencia controlada del proceso afectará de forma irreversible las pérdidas de azúcar contenido en la miel final. Para lograr este objetivo, BMA ofrece el cristalizador-enfriador-vertical-continuo (OVC), con las siguientes ventajas:

  • Bajo requerimiento de espacio gracias a su edificación vertical, en el exterior de la fábrica, por lo que los precios de edificación son reducidos.
  • Posibilidad de unidades de gran capacidad. Volumen de más de 1,000 t y 1,100 m2 de superficie de refrigeración..
  • Manejo sin problemas de masas de alta consistencia.
  • Movimiento relativo uniforme entre la masa y los elementos de enfriamiento, lográndose una excelente transferencia de calor entre la masa y el medio enfriador.
  • Gran superficie específica de enfriamiento, hasta de 2 m2/m3.
  • Alto nivel de enfriamiento sin formación de cristales finos o incrustaciones.
  • Efecto autolimpiador que evita incrustaciones.
  • Excelente manejo del tiempo de residencia y del perfil de desempeño en la superficie de enfriamiento y la temperatura del agua para alcanzar un máximo de cristalización.
  • Sistema de enfriamiento con elementos oscilantes.

 

En años recientes, este tipo de cristalizadores enfriadores diseñados para un flujo de 1,000 t ha incrementado notablemente su demanda a nivel mundial. El éxito de estos cristalizadores radica en su madurado y perfeccionado diseño:

  • El sistema de enfriamiento consiste en un conjunto de elementos de enfriamiento tipo serpentín, a través de los cuales el caudal de agua es forzado a circular en contra-corriente a la masa.
  • La mitad de estos elementos pueden conectarse o desconectarse según lo requieran las condiciones de operación.
    Un distribuidor de masa de baja velocidad la reparte de manera uniforme a través de toda la sección.
  • El sistema de enfriamiento completo oscila verticalmente 1 m; es este movimiento y la simetría de los elementos del sistema de enfriamiento lo que aseguran un espectro óptimo del tiempo de residencia de la masa.
  • El movimiento vertical de la unidad de enfriamiento puede variarse en dos pasos y es operado mediante seis cilindros hidráulicos en un arreglo simétrico. Del lado en donde está la masa, la unidad no requiere baleros, elementos anti-fricción ni prensa estopas.

 

Otras características importantes son las siguientes:

  • Sencillos cilindros hidráulicos de bajo costo proporcionan la oscilación vertical de los elementos de enfriamiento. No se requiere convertir este movimiento en movimiento circular, además de que estos cilindros son más accesibles y económicos que los moto-reductores.
  • La utilización de silenciosas bombas con engranaje interno proporcionan una gran eficiencia y bajo desgaste.
  • Válvulas limitadoras de presión hidráulica previenen sobrecargas.
  • Sencilla incorporación de un sistema de recirculación y enfriamiento de agua, reduciendo el consumo de agua de enfriamiento.
  • Bajo consumo de energía.
  • El sistema descrito permite también el reacondicionamiento de la masa a la salida del cristalizador. Este reacondicionamiento se logra agregando y mezclando una pequeña cantidad de miel precalentada con la masa, proporcionándole una mayor temperatura y una menor viscosidad, facilitando su transporte y su posterior centrifugado.

La cantidad de sacarosa que se logra extraer de la masa de “C” se ve directamente reflejada en la pureza de la miel final, por lo que este tipo de equipos tiene una muy rápida recuperación de la inversión.

 

Galería de Imágenes: